Todo el mundo tiene los genes BRCA1 y BRCA2, pero algunas personas nacen con un error o mutación en uno de estos genes. Los hombres y mujeres con mutaciones genéticas ya sea en BRCA1 y BRCA2 corren mayor riesgo de ciertos tipos de cáncer, incluido el cáncer de mama, ovario, próstata y páncreas. Estas mutaciones genéticas pueden transmitirse a los niños, tanto por los hombres como por las mujeres.

Comprender el cáncer, BRCA1, BRCA2


¿Qué es la evaluación del riesgo de cáncer?
La evaluación del riesgo de cáncer implica reunirse con un especialista en genética para estimar el riesgo personal de padecer diferentes tipos de cáncer mediante la revisión de sus antecedentes personales y familiares de cáncer y, a veces, someterse a pruebas genéticas. Conocer acerca de la presencia de un mayor riesgo de cáncer puede brindar opciones importantes, que a veces pueden salvar la vida, como una mayor cantidad de pruebas de detección del cáncer, cirugías profilácticas y medicamentos.

¿Qué son los genes?
Los genes son los manuales de instrucciones que se encuentran dentro de todas nuestras células. Los genes están compuestos de ADN, que actúa como letras que deletrean un código químico. A través del código químico el cuerpo recibe mensajes que controlan cada función orgánica. La mayoría de las funciones orgánicas, como la digestión, son complicadas e involucran no solo a uno, sino a varios genes. Ciertos genes pueden producir el cabello castaño, mientras que otros genes envían los mensajes de cabello rubio. Cuando un gen no funciona correctamente, se dice que está alterado o mutado. Una mutación genética puede interrumpir una función orgánica normal. Si ciertos genes, como el BRCA1 y el BRCA2, tienen errores o mutaciones, dejan de funcionar correctamente y es posible que las células no reciban las instrucciones adecuadas sobre cuándo proliferarse y dividirse. Las células pueden entonces crecer más rápidamente sin los controles genéticos normales y formar un tumor.

¿Qué es el cáncer y por qué ocurre?
El cuerpo humano está formado por millones de células individuales.  El cáncer es una enfermedad en la que ciertas células del cuerpo ya no se proliferan ni se dividen normalmente. Las células cancerosas pueden crecer demasiado rápido y formar un bulto o un tumor. Cuando las células cancerosas se ven bajo un microscopio, muestran ciertas características específicas. Un anatomopatólogo, médico especializado en el estudio de las células, puede determinar si son cancerosas. Si hay cáncer, el tumor es maligno. Si el cáncer no está presente, el tumor se considera benigno

¿Cuál es la diferencia entre los tipos de cáncer esporádicos y hereditarios?
La mayoría de las personas desarrollan cáncer esporádicamente debido a una combinación de muchos factores, como el medio ambiente, el estilo de vida y la lesión celular aleatoria. Estos factores tardan muchos años en acumularse a lo largo de la vida de una persona, razón por la cual la mayoría de las personas con cáncer esporádico tienen más de 50 años de edad.  

Las personas con formas hereditarias de riesgo de cáncer nacen con una copia mutada de un gen de riesgo de cáncer en cada célula del cuerpo. La herencia de una mutación es un gen que controla el crecimiento normal de las células y aumenta el riesgo de cáncer. Sin embargo, estas mutaciones de genes de riesgo de cáncer no garantizan que se desarrolle cáncer. Heredar una mutación en un gen de riesgo de cáncer, como el BRCA1 o BRCA2, significa que el riesgo es mayor que el de alguien que no nació con una mutación.

¿Qué son BRCA1 y BRCA2?
El BRCA1 y el BRCA2 son solo dos de los aproximadamente 20 000 genes que se encuentran dentro de cada célula del organismo. Son genes supresores tumorales, lo que significa que cumplen un papel en el control o la prevención del cáncer. Tanto hombres como mujeres tienen los genes BRCA1 y BRCA2. Cuando hay una mutación en un gen BRCA1 o BRCA2, una persona corre mayor riesgo de cáncer. También puede transmitir la mutación a sus hijos, que entonces correrán mayor riesgo de cáncer en la edad adulta.

¿Cómo puede transmitirse el riesgo de cáncer en una familia?
Los genes se heredan de los padres. Todos tenemos dos copias de cada gen; una copia es heredada de la madre y la otra del padre. La mayoría de las mutaciones en los genes de riesgo de cáncer, como el BRCA1 y el BRCA2, se llaman mutaciones dominantes. Esto se debe a que tener una mutación en solo una copia del gen es suficiente para aumentar el riesgo de cáncer.

El padre que tiene una mutación en un gen de riesgo de cáncer tiene un 50 % de probabilidades de transmitirlo a cada uno de sus hijos, y un 50 % de probabilidades de transmitir la copia normal del gen. Tanto los hombres como las mujeres pueden heredar y transmitir una mutación en un gen de riesgo de cáncer a un hijo o a una hija.

¿Se heredan el cáncer de mama y de ovario?
Solo alrededor del 5 a 10 % de los tipos de cáncer de mama y del 10 a 15 % de los tipos de cáncer de ovario están estrechamente ligados a mutaciones en un solo gen de alto riesgo de cáncer. El cáncer de mama es una enfermedad frecuente, que afecta aproximadamente al 13 %, o a 1 de cada 8 mujeres en los Estados Unidos. El cáncer ovárico es una enfermedad menos frecuente, que afecta aproximadamente al 1 a 2 %, o a 1 de cada 70 mujeres en este país. Mientras que la mayoría de las mujeres que desarrollan cáncer de mama o de ovario tienen tipos de cáncer esporádicos (aleatorios, no hereditarios), un pequeño número desarrolla cáncer porque heredó un riesgo significativo de desarrollar estos tipos de cáncer debido a una mutación en un gen de riesgo de cáncer.

¿Son las mutaciones del BRCA1 y el BRCA2 las únicas que aumentan el riesgo de cáncer?
Si bien se sabe que las mutaciones del BRCA1 y el BRCA2 pueden aumentar el riesgo de cáncer, también se sabe que hay otros genes que afectan los riesgos de cáncer de una persona. Se pueden sugerir pruebas genéticas de genes distintos al BRCA1 y al BRCA2 si existe una posibilidad significativa de encontrar información que afecte la atención médica. Es probable que haya más genes no descubiertos que aumenten el riesgo de cáncer de mama o de ovario.

Las mejores tecnologías de prueba están permitiendo a los investigadores examinar en profundidad toda la secuencia de ADN. A través de este enfoque de "genoma completo" se identificarán cada vez más genes de predisposición al cáncer. Llevará tiempo determinar si estos genes aumentan el riesgo lo suficiente como para afectar la atención médica.

¿Son frecuentes las mutaciones del BRCA1 y el BRCA2? ¿Es más probable que los judíos asquenazíes los tengan?
Las mutaciones hereditarias en los genes BRCA1 y BRCA2 son poco frecuentes. Solo 1 de cada 300 a 1 de cada 800 personas tiene una mutación. Sin embargo, estas mutaciones genéticas son más frecuentes en ciertos grupos étnicos. Por ejemplo, los hombres y mujeres de ascendencia judía de Europa Central y Oriental (judíos asquenazíes) tienen una probabilidad de 1 en 40 de tener una mutación del BRCA1 BRCA2.

¿Qué es PALB2 y qué significa para mí?
Al igual que el BRCA1 y el BRCA2, el PALB2 es uno de los aproximadamente 20 000 genes del organismo. El gen PALB2 produce proteínas que funcionan con el gen BRCA2. Pueden producirse mutaciones del gen PALB2, pero son bastante poco frecuentes y se encuentran en el 1 % de las mujeres con cáncer de mama.

Las personas con una mutación de PALB2 corren un mayor riesgo de cáncer de mama. Las investigaciones actuales han demostrado que las mutaciones de PALB2 aumentan el riesgo de una mujer de padecer cáncer de mama al 35 % para la edad de 70 años y puede ser más alto según sus antecedentes familiares.  Las mutaciones de PALB2 también parecen aumentar el riesgo de cáncer de mama masculino y de páncreas, aunque se desconocen los riesgos exactos a lo largo de la vida. Actualmente se está investigando para determinar si las mutaciones de PALB2 aumentan el riesgo de otros tipos de cáncer.

Si tiene mutación positiva de BRCA1/2 y está siendo controlado mediante un plan personalizado de control de riesgos de cáncer, es altamente improbable que las pruebas de PALB2 le sean útiles porque su riesgo hereditario ya es conocido.

Si tiene mutación negativa de BRCA1/2, por favor hable con su consejero en genética sobre si las pruebas para detectar genes adicionales que aumentan el riesgo de cáncer tienen sentido en su caso, en el contexto de sus antecedentes personales y familiares.

La genética es un campo en constante evolución. Las preguntas sobre las pruebas para detectar genes adicionales que pueden aumentar el riesgo de cáncer deben dirigirse a su proveedor de servicios genéticos.

¿Quién debe considerar las pruebas genéticas?
Se deben examinar los antecedentes personales y familiares completos, incluidas al menos tres generaciones de parientes de la familia tanto paterna como materna, para determinar si hay presente una mutación en un gen de alto riesgo de cáncer. Considere una evaluación del riesgo genético si usted o un pariente ha tenido*:

  • Cáncer de mama a los 50 años o menos
  • Cáncer de mama triple negativo a los 60 años o menos
  • Cáncer ovárico o de trompas de Falopio a cualquier edad
  • Más de un diagnóstico de cáncer de mama
  • Cáncer de mama masculino
  • Cáncer de mama, ovario o páncreas, y son de ascendencia judía asquenazí
  • Una mutación conocida en un gen de riesgo de cáncer
  • Cáncer de mama, ovario, páncreas o próstata de grado alto, diagnosticado en varios integrantes del mismo lado de la familia
     

* Un especialista en genética puede ayudar a determinar si sus antecedentes personales o familiares cumplen con estos u otros criterios.

¿Hombres y mujeres pueden ser portadores de la mutación del BRCA?
Tanto hombres como mujeres pueden heredar y transmitir una mutación del gen BRCA. Tanto los hombres como las mujeres con una mutación del BRCA corren mayor riesgo de cáncer.

¿Cuáles son los riesgos de cáncer para las personas con mutaciones del BRCA1 y BRCA2?
Un resultado positivo de BRCA1 o BRCA2 significa que una persona tiene una mutación hereditaria en cualquiera de los dos genes y corre mayor riesgo de padecer ciertos tipos de cáncer. Los riesgos de cáncer asociados al BRCA1 y BRCA2 en hombres y mujeres portadores de mutaciones se presentan en forma de intervalos.

Riesgos de cáncer BRCA1 y BRCA2 a lo largo de la vida

Tipo de cáncer Mujeres Hombres

 

Mujer con una mutación del BRCA1

Mujer con una mutación del BRCA2

Promedio de mujeres en los Estados Unidos sin
mutación

Hombre con una mutación del BRCA1

Hombre con una mutación del BRCA2

Promedio de hombres en los Estados Unidos sin
mutación

Mama

60-75%

50-70%

13%

1-5%

5-10%

0.1%

Ovario

30-50%

10-20%

1-2%

-

-

-

Próstata

-

-

-

*1

15-25%*

16%

Páncreas

2-3%

3-5%

1%

2-3%

3-5%

1%

Melanoma

-

3-5%

1-2%

-

3-5%

1-2%

Útero

*2

-

2-3%

-

-

-

*1 Si bien no hay evidencia convincente de un aumento general del riesgo de cáncer de próstata, los hombres con mutaciones del BRCA1 pueden desarrollar cáncer de próstata a una edad más temprana que los hombres de la población general. Las mutaciones del BRCA2 se asocian a un mayor riesgo de cáncer de próstata, que también puede ser de aparición más temprana.

*2 Puede haber un riesgo mínimamente aumentado de cáncer uterino en portadores del BRCA1, particularmente en aquellos que han tomado tamoxifeno. Se necesita más investigación para entender por completo esta asociación.

- No se conoce el aumento del riesgo de cáncer.
 

¿Todas las personas con mutaciones del BRCA desarrollan cáncer?

 Las personas con mutaciones del BRCA1 o BRCA2 pueden desarrollar uno o más tipos de cáncer, o pueden no desarrollar ningún cáncer. Lamentablemente, recibir un diagnóstico de un tipo de cáncer no significa que ya no existan riesgos de otros tipos de cáncer. Por ejemplo, las mujeres con una mutación del BRCA con cáncer de mama corren mayor riesgo de desarrollar un segundo nuevo cáncer de mama y otros tipos de cáncer.

Proceso de pruebas genéticas


¿Cómo encuentro un consejero en genética en mi zona?
Para ser atendido por un consejero en genética en Penn Medicine, comuníquese con el Centro de Evaluación de Riesgo de Cáncer al 215-349-9093.

También puede realizar una búsqueda en la herramienta de la National Society of Genetic Counselors’ Buscar un consejero en genética o ponerse en contacto con su centro oncológico local. Los consejeros en genética que realizan las pruebas de BRCA a menudo forman parte del grupo de centros médicos académicos o centros oncológicos. 

¿Cómo se realizan las pruebas genéticas?
Las pruebas genéticas implican reunir ADN típicamente a través de un análisis de sangre o un kit de recolección de saliva. El ADN, el material genético que contiene todos los genes, se aísla de las células y se estudia para detectar la presencia o ausencia de mutaciones hereditarias en genes específicos. Las pruebas genéticas se pueden pensar como un "proceso de revisión ortográfica", en el que se estudian las letras del código genético en genes específicos para detectar errores de ortografía. Algunos errores de ortografía son perjudiciales y se llaman mutaciones.

¿Cuáles son los beneficios y las limitaciones de las pruebas genéticas?

Algunos de los beneficios de las pruebas genéticas son:

  • La oportunidad de diseñar un programa personalizado de detección del cáncer, adaptado al riesgo individual.
  • Desarrollo de un plan de tratamiento que pueda reducir el riesgo de cáncer en personas con resultado positivo de la prueba. Esto puede incluir tener que tomar decisiones médicas difíciles, como realizar o no una mastectomía profiláctica (extirpación quirúrgica de los senos) o una ovariectomía (extirpación quirúrgica de los ovarios).
  • Entender el origen del riesgo de cáncer en la familia.
  • Poner a disposición de otros miembros de la familia, incluidos los niños una vez convertidos en adultos, información sobre el riesgo de cáncer.
  • Mejor capacidad para afrontar el riesgo de cáncer, ya que el riesgo podría definirse y entenderse mejor mediante pruebas genéticas.
  • En las familias con una mutación genética conocida de alto riesgo, algunas personas se enteran de que no heredaron una mutación genética en la familia y que no corren alto riesgo de cáncer a pesar de sus antecedentes familiares de cáncer. 
     

Algunas limitaciones de las pruebas genéticas son:

  • Puede haber una mutación en un gen no analizado o no descubierto. Es posible que en el futuro se recomienden pruebas genéticas adicionales.
  • La posibilidad de encontrar una variante de significado incierto cuyo riesgo de cáncer se desconoce actualmente.
  • Los resultados de las pruebas pueden generar preocupación, ansiedad u otra angustia emocional.
  • Las pruebas pueden ser costosas y, aunque la mayoría de los seguros cubren el costo de las pruebas cuando se indican, es posible que algunos seguros no lo hagan. Se puede obtener información sobre la cobertura de seguro para ayudar a tomar decisiones sobre las pruebas genéticas.
  • Las pruebas genéticas de última generación pueden no detectar todas las mutaciones genéticas. Algunas mutaciones pueden no ser detectables mediante la tecnología actual, pero la probabilidad de una mutación no detectable es baja.


¿Quién en mi familia debería hacerse la prueba genética? ¿Por qué no yo?
Se sugiere que las pruebas en la familia comiencen con alguien que haya tenido aparición temprana (antes de los 50 años) de cáncer de mama, ovario o cáncer de mama masculino. Esto se debe a que es más probable que esa persona tenga una mutación hereditaria, si existe una mutación detectable en la familia. Sin embargo, este pariente con cáncer puede no estar disponible o no estar dispuesto a hacerse la prueba. En esta situación, las pruebas se pueden realizar en alguien que no esté afectado por el cáncer. A través del proceso de consejería en genética, entenderá qué estrategia de pruebas será más informativa para su familia.

¿Cómo y cuándo decido hacerme la prueba genética?
La decisión de hacerse o no una prueba genética es personal. Reunirse con un consejero en genética puede ayudar a entender si usted es candidato para una prueba genética y lo que esa información significaría para usted y su familia. El hecho de reunirse con un consejero en genética no significa que deba someterse a una prueba.

También se debe considerar cuándo se deben realizar las pruebas genéticas. Las mujeres a menudo se someten a pruebas aproximadamente a los 25 años de edad porque esta es la edad en la que cambiaría el tratamiento médico. Los hombres a menudo se someten a pruebas entre los 35 y 40 años de edad porque es cuando cambiaría el tratamiento médico. Las personas pueden someterse a pruebas en diferentes momentos si están interesados en utilizar tecnologías reproductivas para evitar la transmisión de una mutación genética hereditaria. Los niños no son candidatos para la prueba de BRCA.

¿Solo se me harán pruebas de mutaciones del BRCA1 y BRCA2?
Si bien se sabe que las mutaciones del BRCA1 y el BRCA2 son las principales causas de riesgo hereditario de cáncer de mama y ovario, también se sabe que hay otros genes que afectan el riesgo de cáncer de una persona. En el pasado, las pruebas genéticas para detectar la predisposición al cáncer se realizaban mediante la observación de uno o dos genes, a menudo el BRCA1 o BRCA2, según el patrón de cáncer de una familia. Recientemente, se han desarrollado pruebas del perfil genético, en busca de mutación en varios genes al mismo tiempo en una sola prueba. Su proveedor de servicios genéticos puede hablar sobre los pros y contras, o sobre la prueba del perfil genético, y si son apropiados para usted y su familia.

¿Debo hablar con los demás parientes acerca de las pruebas genéticas?
Conocer sobre la presencia de una mutación hereditaria que aumenta el riesgo de cáncer también puede afectar a otros parientes y posiblemente hasta las relaciones familiares. Otros parientes podrían conocer más acerca de su riesgo de cáncer a través de pruebas a un padre, hermano, hermana o primo, y esta información puede o no ser bienvenida. Si bien alentamos mucho a las personas a que compartan la información de las pruebas genéticas con sus parientes, en última instancia, cada miembro de la familia elige si se hace la prueba o no.

¿Deben los niños ser sometidos a pruebas de mutaciones del BRCA1 y BRCA2?
​​​​​​​Actualmente, los niños no son candidatos para la prueba de BRCA, ya que no se conoce ningún riesgo de cáncer o intervención médica que se produzca durante la infancia, y las pruebas psicológicamente pueden ser difíciles para ellos.

Además, todas las personas deben tener la oportunidad de tomar su propia decisión en cuanto a las pruebas, y la gran mayoría de los niños no están preparados para hacerlo de forma independiente.

Resultados de las pruebas genéticas del BRCA


¿Cuáles son los posibles resultados de la prueba del BRCA?
Los resultados pueden ser:
Positivo: se detecta una mutación que aumenta el riesgo de cáncer.
Negativo: no se detecta ninguna mutación. La interpretación de este resultado es crucial para comprender si existe o no un mayor riesgo de cáncer. Igualmente puede correr mayor riesgo de cáncer con un resultado negativo de BRCA.
Variante de significado incierto: se detecta un cambio genético, pero actualmente se desconoce si el cambio aumenta el riesgo de cáncer o no

¿Qué significa un resultado positivo?
Un resultado positivo en la prueba genética significa que se detectó una mutación en el gen BRCA1 o BRCA2, u otro gen de alto riesgo de cáncer, que aumenta su riesgo de padecer ciertos tipos de cáncer. El resultado impreso indicará qué gen tiene una mutación y la mutación específica. Este resultado significa que corre mayor riesgo de cáncer y debe ser tratado de manera diferente. Una vez que se ha encontrado una mutación del gen de riesgo de cáncer en una familia, los parientes pueden considerar la posibilidad de realizar pruebas genéticas para comprender mejor el riesgo de cáncer.

¿Qué sucede si obtengo un resultado de variante de significado incierto?
La variante de significado incierto (VSI) es un cambio en los genes, pero actualmente se desconoce si el cambio genético aumenta el riesgo de cáncer o no. Un gen se "deletrea" con letras del ADN que componen un código. El VSI es una diferencia en las letras que componen el gen, pero actualmente no está claro si se trata de una mutación perjudicial (resultado positivo) que aumenta el riesgo de cáncer o si la probabilidad es una diferencia inofensiva que no tiene impacto en el riesgo de cáncer (resultado negativo). No utilizamos un resultado de VSI para recomendar cambios en la atención médica, ya que se desconoce si está causando un riesgo elevado de cáncer. Un VSI puede reclasificarse en una fecha posterior cuando se sepa más sobre su impacto en el riesgo de cáncer

¿Qué significa un resultado negativo?
Resultado negativo de la prueba del BRCA: Cuando se conoce una mutación en la familia
Cuando se encuentra una mutación en un gen de alto riesgo de cáncer como el BRCA1 o el BRCA2, entonces se conoce el origen del riesgo de cáncer en una familia. Si a los parientes de la familia se les hace la prueba de mutación conocida y obtienen un resultado negativo, generalmente tienen un riesgo promedio de desarrollar cáncer. Esto se considera un resultado "verdadero negativo".
Resultados de BRCA negativos: Cuando se desconoce una mutación en la familia
Un resultado negativo en la prueba genética significa que no se detectaron mutaciones. Hay algunas explicaciones de por qué alguien puede obtener un resultado negativo:

  • El cáncer en la familia no se debe a una mutación en un solo gen de cáncer. En la mayoría de las familias hay múltiples factores genéticos, junto con factores ambientales y del estilo de vida, que determinan el riesgo de cáncer.
  • Hay una mutación no detectable en el gen o los genes del cáncer evaluados.
  • El cáncer en la familia puede estar asociado a un gen de cáncer que no fue examinado o que aún no ha sido descubierto. 
     

Cuando no se ha encontrado a nadie en la familia con una mutación detectable de un gen del cáncer, los resultados negativos de la prueba deben interpretarse con precaución. A menos que haya una mutación conocida en la familia, una persona con un resultado negativo en la prueba genética igualmente puede tener un mayor riesgo de cáncer en función de sus antecedentes familiares.